martes, 1 de septiembre de 2009

Cadaver exquisito


Un mañana como la hoy,el cielo nuevamente amenazaba romperse.
Amenazaba con destruirse en el dolor infinito y quebrarse.
Lo que creo yo, es que el dolor puede convertirse en odio. Y el odio...
El odio puede cegar hasta el más puro corazón.

El odio puede derretir hasta el corazón más duro.
Algunos días creo nuestras vidas son fingidas - que éste y mucho momentos más lo son-
Es como si todos nos calzaramos un antifaz y partiéramos hacia la efímera obra de cada día.

Mirándonos a un espejo donde no hay nada que se refleje, por que estamos aspirando aire artificial, por que simplemente estamos vacíos de emociones, y nos decimos : "Sólo finge ser feliz."
Podemos aparentar, podemos sonreír, pero con la mirada no se puede mentir.
En la profundidad de los ojos todo está escrito.
Sólo finge ser feliz.

7 comentarios:

Susurrando Secretos* dijo...

Muchos tenemos que fingir, a veces para tratar de convencernos a nosotros mismos que podemos estar bien. Otros, por engañar a los demas, diciendo que nada pasa aqui, todo esta normal nada duele.

Muy lindo, me encanta leerte :)

Mrs.Hippie dijo...

tenemos que fingir para poder aparentar ser felices, para que mucha gente nos deje tranquilos, para decir que somos realmente felices... la verdad siempre se oculta detrás de nuestros ojos, detrás de nuestros sentimientos! muchos besos muchacha, un gusto leerte! adiós!

Mrs. Hippie

Teamcry dijo...

Toda la razón.. aunque algunas veces me he cuestionado la necesidad de decir que estamos mal, cuando tenemos tantas otras razones para no estarlo.. y si dejamos de sonreir, nuestro corazon se volvera frío y puede ser peor.

Saludos!!

::teamcry::

boni ! dijo...

Creo qe el odio no existe.

Marina dijo...

Es verdad, podrás mentir con las palabras pero no con la mirada.

àngela dijo...

Hay a quienes se nos da peor fingir

Sweety Muflyta dijo...

Fingir es todo un arte y nosotras somos expertas, aunque mucha gente finge para crearse una coraza porque ya le han hecho daño con anterioridad, bueno o al menos eso creo.
Me gustó lo que escribiste