sábado, 27 de septiembre de 2014

Restos






XXV
Estoy infectada
de todo esto que no
existe. 

XXVI
 El sol es un
espacio de fuego.


XXVII
Cuando no estás.
Estoy deshabitada.
Sos el hilo que me 
conecta a todos los 
espacios habitados.


XXVIII
Todo
es una pieza 
que yo necesito acomodar.
 Una abajo de la otra.
 Una encima de la otra.
Una atrás de la otra.
XXIX
 El otro día 
quise llorar. 
Tan fuerte, 
tan dolido. 
Qué me hubiese 
arrastrado por 
el piso.

XXX
 Si yo quiero
puedo hacer que todo
parezca terrible.
Irrevocable. 

Insostenible.

2 comentarios:

Cristina dijo...

Preciosos...

Agnes M. dijo...

INTENSO.

La poesía es expresión, armonía, ritmo... pero expresión ante todo. Y tú me llevas a esa intensidad de la que hablas.

Como siempre, soy tu fan.